lunes, 27 de julio de 2020

HEDWIG AND THE HUNGRY INCH


- "Está claro que debo encontrar mi otra mitad pero, ¿es él o es ella?; ¿a quién se parecerá esa persona?; ¿idéntica a mi o alguien complementario?; ¿tendrá mi otra parte lo que yo no tengo?; ¿podrán dos personas volver a ser una nuevamente?

Hedwig (John Cameron Mitchell) en "Hedwig and the Hungry Inch" (John Cameron Mitchell, 2001)


En principio, el cometido de la entrada referente a "Girl" (Lucas D´Hont, 2001) iba a servirnos para reflexionar sobre la identidad de género y de paso repasar cómo el cine y la televisión, tanto en su faceta puramente comercial y de ficción como en la documental, abordaban temas tan controvertibles como transexualidad, transgénero y travestismo.

Debido a la extensión de todas estas cuestiones, hemos aprovechado "Hedwig and the Hungry Inch" (John Cameron Mitchell, 2001) para dividirlas en varios apartados

El musical original se estrenó en Nueva York en 1998, fuera del circuito de Broadway, obteniendo galardones y excelentes críticas, con representaciones que se prolongaron durante 2 años. En el 2000 saltó el charco para triunfar en el West End londinense, hasta que en 2014 se representó por primera vez en Broadway, en el Belasco Theatre, siendo galardonado con un Premio Tony por el Mejor Reestreno Musical. Permaneció en cartelera hasta abril del 2015. Diferentes artistas, fundamentalmente actores y también alguna actriz, encarnaron al personaje protagonista en todas estas representaciones. 

Su argumento se inspira en las vivencias de John Cameron Mitchell, hijo de un general que dirigió la ocupación estadounidense de Berlín Oeste. El protagonista, Hedwig, está inspirado en la ex-mujer de otro militar, una prostituta que cuidó de nuestro director y guionista durante su infancia y adolescencia en Junction City (Kansas).


Película actualmente considerada de culto, "Hedwig and the Angry Inch" es ante todo el retrato de una artista. Pero también un ejercicio muy personal de su director, guionista y protagonista, un melodrama interpretado por una cantante transexual de rocambolesca existencia, incluso desde su primera infancia, y que como anécdota cinéfila comparte el mismo nombre que la lechuza compañera del famoso Harry Potter

Como musical, esta obra fue estrenada en Broadway en 1998, para arrasar 3 años más tarde en el Festival de Sundance.


John Cameron Mitchell dirige y protagoniza "Hedwig and the Hungry Inch"

Hedwig (John Cameron Mitchell) nació Hansel en la zona comunista de Berlín, fruto de las relaciones entre un soldado estadounidense y una ciudadana de la República Democrática de Alemania (DDR). Después de sufrir abusos sexuales por parte de su progenitor, y de criarse en un ambiente hermético con una madre que odiaba todo lo que podía venir de Occidente, nuestro protagonista se convierte en un muchacho rebelde prendado del rock y del sargento americano de color Luther Robinson (Maurice Dean Wint). Por dicho amor, y para huir de su asfixiante entorno, se somete a una chapucera intervención de cambio de sexo que lo dejaría brutalmente mutilado para el resto de sus días.

Incapaz de experimentar el placer sexual, testigo desde los EEUU de la caída del Muro de Berlín, Hedwig es abandonada por su marido en Junction City (Kansas), en una caravana en medio de la nada. En lugar de rendirse, organiza una estrambótica banda musical paneslava con la que recorrerá una cadena de restaurantes. Durante su etapa en Kansas, había conocido a Tommy Gnosis (Michael Pitt), que terminará por convertirse en su nuevo amante. Pero la felicidad es efímera y Hedwig volverá a quedarse en la estacada, abandonada una vez más y privada de sus propias canciones por su ex-querido, empeñado en convertirse en una rutilante estrella de rock.


La banda de Hedwig

MELOMANIA

La banda sonora está repleta de referencias a la música de David Bowie, Iggy Pop y Lou Reed, entre otras estrellas del rock. También de la mítica banda "New York Dolls", formado en 1971, considerados precursores del punk rock, y que solían actuar con cierto aspecto travestido, maquillados y con el cabello cardado, una clara influencia de grupos posteriores de rock gótico o metal glam.


Cierta crítica especializada ha llegado a comparar a este musical con "The Rocky Horror Picture Show" e incluso con "Tommy" (Ken Russell, 1975). Rodado íntegramente en Canadá, fue promocionada como una odisea del rock anatómicamente imperfecta,  un musical post-punk glam que contó con la participación del actor y guionista Stephen Trask, compositor de la mayor parte de los temas de la banda sonora, intérprete además del papel de Skszp, el teclista del grupo.


John Cameron Mitchell es Hedwig

Para su fastuosa caracterización, John Cameron Mitchell hubo de someterse a maratonianas sesiones de maquillaje y peluquería, un aspecto inspirado en el de la bella actriz y modelo Farrah Fawcett, una de las protagonistas de la exitosa serie televisiva "Los ángeles de Charlie" (1976-1981).


Farrah Fawcett (1947-2009)

Es justo destacar además el personaje de Yitzhak (Miriam Shor), una drag king judía croata siempre vestida con atuendos inspirados en Axl Rose (líder de Guns N´ Roses), con la que Hedwig mantiene una ambigua relación y que solo al final de la película nos revela su verdadera identidad sexual, y Ron Campbell, que interpreta a Krzysztov, otro músico de la banda, y que asimismo participó en el elenco de "Boys don´t cry" (Kimberley Pierce, 1999).


David Bowie, Iggy Pop y Lou Reed fotografiados por Mick Rock en 1972

"Hedwig and the Hungry Inch" es mucho más que un magnífico musical; es la historia de un proceso de autoaceptación, de transformación, de infinito amor, donde el catolicismo, la mitología clásica y la homosexualidad constituyen elementos fundamentales que contribuyen al éxito de este proyecto artístico.

"Origin of Love" constituye una de las piezas fundamentales de este musical, inspirada en el argumento expuesto por Aristófanes en "El banquete" de Platón, donde definió el amor como la necesidad de reunirse y complementarse con nuestra otra mitad.


CINEFILIA

El personaje de Yitzhak suele llevar una camiseta de "Rent" (Chris Columbus, 2005), la versión cinematográfica del famoso musical ganador de los premios Pulitzer y Tony, que describe la vida de un vivaz grupo de bohemios en el East Village de Nueva York, cuando la epidemia del SIDA conmocionó a la sociedad estadounidense entre los años 80 y 90 del pasado siglo XX.


El papel de unos de estos personajes, Angel Dumott Schunard (Wilson Jermaine Heredia) le fue ofrecido al mismísimo John Cameron Mitchell, que tuvo que rechazarlo para interpretar a Hedwig.

CINEFILIA

Anteriormente mencionamos "Boys don´t cry", que comparte título que el éxito del grupo británico "The Cure", está basada en la historia real de Brandon Teena (Hillary Swank) un muchacho trangénero estadounidense que fue violado y brutalmente asesinado en diciembre de 1993, en un execrable crimen transfóbico. Esta excepcional interpretación le valió a su protagonista el Oscar como mejor actriz.


Que la realidad supera a la ficción resulta un tópico. Esta película nos recuerda la infausta historia de Gwen Araujo.  una adolescente transgénero estadounidense asesinada de una manera similar a Brandon Teena. Nacido Edward Araujo Jr. en Newark (California), tuvo una infancia feliz, si bien desde su adolescencia comenzó a manifestar su deseo de convertirse en mujer. El 3 de octubre de 2002 fue invitada a una fiesta, donde la forzaron a desvelar su sexo masculino. Golpeada brutalmente por varios hombres, fue estrangulada y enterrada en el entorno de la Sierra Nevada (El Dorado - California).


Gwen Araujo (1985-2002)

El telefim "A girl like me: the Gwen Araujo history" (Agnieszka Holland, 2006) está basada en la existencia esta muchacha transgénero y en su vil asesinato., con JD Pardo en el papel de Eddie y Mercedes Ruehl en el de su madre, Sylvia Guerrero, que luchó lo indecible reclamando justicia para su masacrada hija. 


El deseo de reparación también está presente en el documental "Call Her Ganda" (PJ Raval, 2018), inspirada en la batalla legal desatada tras el asesinato de Jeniffer Laude, una mujer transexual filipina de 26 años, a manos del marine Joseph Scott Pemberton. Este film muestra la cruda realidad sobre la violencia de género en Filipinas, donde la comunidad trans es muy numerosa, y muchas de estas personas se ven condenadas al ejercicio de la prostitución o a ocultar su verdadera identidad sexual. En la actualidad, todavía continúan luchando por esta causa la activista Virgie Suárez, la periodista transgénero Meredith Talusan y Julita Nanay Laude, la madre de la joven asesinada.


CINE Y TRANSEXUALIDAD

Tal vez el caso de las hermanas Wachowski vino a mover los cimientos de la transexualidad en el mundo del séptimo arte. Lana y Lilly nacieron en Chicago como Laurence (1965) y Andrew Wachowski (1967). Poseedoras de una fértil y prodigiosa creatividad, alcanzaron la fama al escribir y dirigir la saga de "The Matrix" (1999), "The Matrix Reloaded" (2003) y "The Matrix Revolutions" (2003), inaugurando una nueva página en la ciencia-ficción cinematográfica y en el mundo de los efectos especiales.


Precisamente en 2003, Larry comenzó su transición hacia el género femenino, primero vistiéndose como una mujer, para comenzar inmediatamente con su tratamiento hormonal y una intervención quirúrgica. Coincidiendo con el estreno de "El atlas de las nubes" (2012), Lana hizo público su cambio de sexo. Se casó en segundas nupcias con la dominatrix Karin Winslow, que a su vez había estado casada con el actor pornográfico transgénero Buck Angel, hoy retirado y convertido en un activo defensor de los derechos del colectivo LGTB.


Lana Wachowski

El caso de Buck Angel podría inspirar también un guión cinematográfico. Nacido como Susan Butch en 1972 en Los Ángeles, ni su propia familia ni la sociedad en general aceptaron que realmente su identidad de género siempre fue masculina. Tanta incomprensión lo empujó al abuso del alcohol y las drogas como evasión. A los 28 años inició su particular proceso de transformación, primero modificando la parte superior de su cuerpo con tratamientos hormonales y quirúrgicos, pero sin someterse a una cirugía genital de cambio de sexo. Su peculiar y exclusivo aspecto le garantizó el éxito en el cine porno.


Buck Angel

Asimismo, en marzo de 2016, Andy Wachowski comunicó públicamente su tránsito hacia su nueva identidad de género, convirtiéndose a partir de entonces en Lilly Wachowski.


Lilly Wachowski

Otras famosa estrella de la televisión y el deporte, Caitlyn Jenner, anteriormente William Bruce Jenner, que llegó a ser campeón olímpico de decatlón en Montreal 1976, culminó en 2015 su transición al género femenino. Tras 22 años de matrimonio, en 2014 se divorció de su tercera esposa, Kris Jenner, a su vez madre de la famosa saga de las hermanas Kardashian"I Am Cait" (2015-2016) es un reality protagonizado por Caitlyn Jenner precisamente centrado en su proceso de transición de género.


El antes y el después de Caitlyn Jenner

CINEFILIA

Padres que se convierten en madres, y viceversa, como en "52 martes" (Sophie Hyde, 2013), película australiana en la que Billie (Tilda Cobham-Hervey), una adolescente de 16 años debe afrontar el proceso de cambio de sexo de su madre. Este film fue galardonado con el Oso de Cristal en el Festival de Berlin de 2014.


En general, dentro de la categoría del CINE TRANSEXUAL incluiremos aquellas películas sobre personajes que de alguna manera u otra se hubieran sometido a tratamientos hormonales y quirúrgicos para adquirir la apariencia física de las personas del sexo con el que realmente desean identificarse.
 
En este apartado estaría incluida “Girl” (Lukas Dhont, 2018), pero existen otros muchos ejemplos que iremos comentando, prestando una especial atención al cine documental, con  valiosos ejemplos desde el punto de vista social, cultural y cinematográfico.

En España existe un personaje histórico que inspiró varias películas al respecto. Se trata de la monja Catalina de Erauso, que vivió como un hombre en pleno Siglo de Oro. A la edad de 4 años ingresó en un convento dominico de San Sebastián, su ciudad natal, en compañía de sus hermanas Isabel y María. En el año 1600, con apenas 15 años, se cortó el cabello y se vistió como un muchacho para fugarse del cenobio e iniciar una vida repleta de aventuras, llegando a gozar de una reputada fama gracias a una impecable carrera militar. Su físico poco agraciado y el hecho de haberse atrofiado los senos con un ungüento desconocido, contribuyeron a afianzar el engaño.

Después de ser paje real del rey Felipe III, cruzó el Atlántico y sus peripecias la llevaron por medio continente sudamericano (VenezuelaCartagena de indiasPanamáPerúEcuador) empleando los nombres de Pedro de OriveFrancisco de LoyolaAlonso DíazRamírez de Guzmán o Antonio de Erauso.


Catalina de Erauso, la Monja Alférez

En 1623 fue detenida, confesando por fin que era una mujer. Perdonada y de vuelta a España, fue recibida por Felipe IV, al que debe su apodo de "la monja alférez". Después de viajar a Roma para ratificar los acuerdos firmados entre el monarca español y el Papa Urbano VIII, regresó a América, falleciendo en el estado mexicano de Veracruz, en 1626.


Un personaje de semejantes características sirvió de fuente de inspiración para "La monja alférez" (Emilio Gómez Muriel, 1944) protagonizada por la diva María Félix, y también para la cinta homónima dirigida en 1987 por Javier Aguirre, con Esperanza Roy interpretando acertadamente el papel principal, bastante alejado de sus registros habituales.


CINEFILIA

Dentro del ámbito eclesiástico y del cine de acción, y considerando que no se trata de un personaje transgénero propiamente dicho, nos gustaría destacar aquí la convincente interpretación que la actriz Blanca Portillo hizo del inquisidor Emilio Bocanegra, fraile dominico rival del célebre capitán y veterano de los Tercios EspañolesDon Diego Alatriste (Viggo Mortensen) en el film "Alatriste" (Agustín Díaz Yanes, 2006).


Blanca Portillo es Fray Emilio Bocanegra en "Alatriste"

La artista danesa Lili Elbe (1882-1931) fue la primera persona en someterse a una intervención quirúrgica de cambio de sexo. En 1904 se casó con la pintora Gerda Wegener, a la que había conocido en la Escuela de Arte de Copenhague. Mientras sustituía para su mujer a una modelo femenina, descubrió su propensión a vestirse con ropas de mujer. En 1912 el matrimonio se afincó en París, donde Lili decidió vivir abiertamente como una mujer.

En 1930 viajó a Alemania para someterse a una operación de cambio de sexo, una técnica que entonces todavía comenzaba a desarrollarse: primero fue una castración, seguida de la implantación de los ovarios de una joven, que por supuesto fueron rechazados por la paciente y tuvieron que ser extirpados. Fallido fue también el intento de implantarle un útero. A raíz de esta última intervención, sufrió una grave infección que finalmente terminó con sus existencia.


Lili Elbe en 1920

Algunos investigadores han defendido la tesis de que realmente se trataba de un estado intersexual, con rasgos femeninos predominantes, debido a la presencia de un síndrome de Klinefelter, por otra parte la enfermedad genética más habitual en los varones. Se caracteriza por la presencia de dos cromosomas X y un cromosoma Y. Entre sus manifestaciones clínicas destacan el hipogonadismo hipergonadotrópico, la ginecomastia y la infertilidad, si bien es cierto que en muchas ocasiones puede pasar completamente desapercibida para quien la padece.

En el caso particular de Lili Elbe, existen testimonios de quienes la recuerdan siempre como una mujer, incluso en su etapa con identidad de género masculina.


Alicia Vikander y Eddie Redmayne en "La chica danesa"

Su existencia sirvió de inspiración para "La chica danesa" (Tom Hooper, 2015), coproducción anglo-americana protagonizada por Eddie Redmayne como el pintor Einar Wegener y Alicia Vikander como su esposa Gerda Wegener. Esta película se exhibió por primera vez en el Festival de Cine de Venecia, con una gran aceptación del público y críticas positivas.

En la vida real, en 1930 el rey de Dinamarca anuló oficialmente el matrimonio de los Wegener. Lili consiguió legalmente cambiar su identidad de género y recibió su pasaporte con nombre femenino. Y mientras Gerda se casó de nuevo con Fernando Porta, oficial, aviador y diplomático italiano del que también terminaría divorciándose, Lili inició una relación con el marchante de arte francés Claude Lejeune, con el que quiso casarse y tener hijos.

Dentro del terreno de la provocación cinematográfica, "Tarde de perros" (Sidney Lumet, 1975) representa un caso especial. Ganadora del Óscar al mejor guión original, está basada en los hechos reales ocurridos en Nueva York en agosto 1972, el insólito atraco a una sucursal bancaria por parte de una pareja de delincuentes, Sonny Wortzik (Al Pacino) y Salvatore Naturale (John Cazale), con la intención de conseguir el dinero necesario para que la pareja del primero, Leon Shermer (Chris Sarandon), pueda operarse para cambiar de sexo. Su odisea termina en un fiasco, en el que Naturale resulta abatido por la policía.


En realidad, el 22 de agosto de 1972 John S. Wojtowicz (alias "El Perro") y sus dos compinches Salvatore Naturale y Robert Westenberg entraron armados en una sucursal del Chase Manhattan Bank, en Brooklyn. El atraco se frustró, y los asaltantes pronto se vieron rodeados por la policía y los medios de comunicación. Habiendo hecho rehenes, acorralados y sin escapatoria, Wojtowicz reveló entonces sus sorprendentes supuestas intenciones: quería el dinero para que su pareja, Ernest Aron, pudiera someterse a una operación de cambio de sexo.

Veterano de la Guerra del Vietnam, Wojtowicz descubrió allí su homosexualidad. Al regresar a casa, consiguió un empleo precisamente en el Chase Manhattan Bank, donde conoció a Carmen Bifulco, una compañera de trabajo con la que se casó en 1967. Tuvieron 2 hijos, pero en 1969, tras su ruptura matrimonial, él se convirtió en un activista a favor de los derechos de la comunidad gay. En 1971 John conoció a Liz Eden, una mujer transgénero con la que se casó en una ceremonia oficiosa. Tras un fallido intento de suicidio de su nueva pareja, desesperada ante la necesidad de completar su cambio de sexo.


El verdadero protagonista del frustrado atraco

CINEFILIA

Tras su detención y juicio, Wojtowicz fue sentenciado a 20 años de cárcel, de los que sólo cumplió 5. Salió en libertad en 1978, y pudo contemplar el éxito de "Tarde de perros" y la interpretación de Al Pacino. Curiosamente, en agosto del 72, antes de atracar el banco de Brooklyn, Wojtowicz había ido al cine a ver "El padrino" (Francis Ford Coppola, 1972), donde también actuaron Pacino y Cazale.

Con el dinero conseguido por la publicidad y los derechos de autor, Liz Eden consiguió pagar su reasignación de sexo. Tras romper con Wojtowicz, se casó legalmente con otra persona, de la que también acabaría divorciándose. Falleció a los 41 años, en 1987, como consecuencia del SIDA.


Elizabeth Debbie Eden (1946-1987)

John Wojtowicz visitaría de nuevo la cárcel en 2 ocasiones más, por violaciones de su libertad condicional. Se fue a vivir con su madre a Brooklyn donde falleció de cáncer en 2006, a los 60 años.

"Un año con trece lunas" (Rainer Werner Fassbinder, 1978) nos muestra los últimos días de la existencia de Elvira (Volker Spengler), antes Erwin Weishaupt, casado y con 2 hijos, un hombre transformado por amor en una mujer transexual, inmersa en la soledad y la desesperación al ser abandonada por su amante. Estamos ante la película más intimista y depresiva de este director, para la crítica una de sus obras fundamentales, controlada por él mismo en su totalidad, desde su fotografía, pasando por su montaje, hasta su escenografía.


Escrita y dirigida por el genial cineasta alemán después de la trágica desaparición de Armin Meier, su amante y actor secundario en varias de sus películas. La existencia del atractivo Meier es digna de un guión cinematográfico. Fue producto de la Action Lebensborn, proyecto de Heinrich Himmler, el siniestro jefe de las SS nazis, que alentaba la procreación entre los hombres y las mujeres más destacados de la raza aria.

Al poco de nacer, su madre lo entregó en un orfanato, donde creció hasta los 15 años. Completamente analfabeto, fue adoptado por un médico rural que lo empleó como criado, jardinero y amante. A los 27 años, abandonó su casa y partió hacia Munich, donde alternó los trabajos de matarife y camarero en el Deutsche Eiche, local de moda frecuentado por actrices, bailarinas, periodistas y cineastas, como Fassbinder. La escabrosa relación entre ambos duró entre 1974 y 1978, cuando Armin, sintiéndose abandonado por su antiguo amante, destrozado por las drogas y la bebida, puso fin a su existencia suicidándose con una sobredosis de somníferos y alcohol.


Rainer Werner Fassbinder y Armin Meier

Comentábamos anteriormente las importantes aportaciones del cine documental respecto al reconocimiento de los derechos de las personas trans, con mayor o menor beligerancia. En España hay que destacar la película "Vestida de azul" (Antonio Giménez-Rico, 1983), estrenada en el Festival de San Sebastián y que triunfo en las taquillas comerciales. La dirección de fotografía corrió a cargo del gran Teo Escamilla.

La mayoría de las películas de la época, generalmente comedias o cintas sensacionalistas, incurrían en la burla y la ridiculización del colectivo trans. A principios de los 80, Giménez-Rico y otros cineastas frecuentaban el club Centauros, entonces local de moda en la noche madrileña, donde triunfaban los espectáculos protagonizados por travestis. Si bien primero pensó en una ficción cinematográfica para visualizar aquella realidad, pronto entendió que la vía más adecuada debía ser el documental.


CINEFILIA

La irregular y denostada "Adela" (Carles Balagué, 1987) es la historia de la relación entre un inspector de policía, Andrés Reyes (Fernando Guillén) y una mujer transAdela (Yani Forner), donde se entremezclan la corrupción policial con la cruda realidad existente en las calles.


"Vestida de azul", narrada en primera persona, nos traslada a la truculenta existencia de sus protagonistas: Loren Arana ArellanoRené Amor FernándezNachaFrancisco Pérez de los CobosJuan Muñoz Santiago y los hermanos José y Ángel Ruiz-Orejón Casado. Todas ellas despreciadas por la sociedad y abocadas a la exclusión por su identidad. Y una afectada por la doble marginación de ser una mujer trans de etnia gitana.


Valeria Vegas

Concentradas alrededor de un aperitivo en el madrileño Palacio de Cristal, las protagonistas van desgranando los avatares de su existencia. La mayor de todas era Loren (nacida Lorenzo en 1938), que trabajó como mayordomo e incluso llegó a estar recluida en la prisión de Carabanchel. René Amor fue peluquera, sin que su familia conociera su verdadera vida. 

Esta película repasa la represión estatal, la famosa Ley de Vagos y Maleantes, aprobada por la II República y modificada por el franquismo para reprimir también a los homosexuales, la prostitución, el alterne y el transformismo en los cabarets y los clubs nocturnos, medios de subsistencia a los que fueron condenadas estas mujeres, meros instrumentos lúdicos y de placer.


Por cierto, no solo durante la dictadura existió este tipo de represión. Incluso con la restauración democrática en España, la Ley de Peligrosidad Social se mantuvo vigente hasta finales de los 70, y delitos como el de escándalo público permanecieron vigentes en el Código Penal hasta mediados de los 90. 

Este documental considerado como maldito, obra revolucionaria del cine español, actualmente permanece descatalogado y sin distribución, aunque puede verse por parte en YouTube.

Años más tarde, la periodista Valeria Vegas aprovechó este documental para realizar un estudio sobre la transexualidad en España durante la Transición: "Vestidas de azul. Análisis social y cinematográfico de la mujer transexual en los años de la transición española" (2019). En aquellos momentos, tan solo Nacha y Josette permanecían vivas.


Llegado este punto, es obligatorio recordar a la vedette Manolita Chen, un referente del colectivo LGTBI en España, nacida en 1943 como Manuel Saborido Muñoz, en Arcos de la Frontera (Cádiz). Fue la primera transexual española que obtuvo aprobación para cambiar su nombre y su sexo en el documento nacional de identidad (D.N.I) antes de 1980. También fue pionera al convertirse en madre tras adoptar en 1985 a una niña llamada María, con síndrome de Down.


Precisamente Valeria Vegas dirigió el documental "Manolita, la Chen de Arcos" (2016), el relato de la amarga vida de una mujer que tuvo que enfrentarse a los convencionalismos sociales para triunfar como empresaria en el mundo del espectáculo, y finalmente retirarse a vivir en su pueblo natal.

Nada que ver con la famosa Manolita ChenManuela Fernández Pérez (1927-2017), artista de circo, directora, guionista, coreógrafa, supervedette y empresaria, fundadora junto a su esposo Chen Te-PingChepin (1903-1997), del afamado Teatro Chino de Manolita Chen.


"Trans X Istanbul" (Maria Binder, 2014) es un más que meritorio documental turco protagonizado por Ebru Kiranci, una mujer transexual que lucha contra la discriminación del colectivo LGTBI en Turquía. Esta activista, junto a la madre de la propia directora y guionista, una enfermera alemana, establecieron en su día en Estambul la primera casa de acogida para personas transexuales.


Ebru Kiranci

Con ayuda del Instrumento Europeo para la Democracia y los Derechos Humanos, constituye un repaso verídico de la intolerancia y la violencia, donde el discurso del odio ha provocado incluso el asesinato de miembros de estos colectivos. Sin embargo, la intención de Maria Binder nunca fue presentar exclusivamente a las víctimas, sino más bien a personas que en un momento decidieron tomar las riendas de sus vidas.


Más cine documental trans hispanoamericano, en caso ecuatoriano. "Ángel" (Sebastiano d´Ayala Valva, 2011) nos muestra la odisea de un fornido boxeador de Guayaquil que emigró a París donde se convirtió en una transexual obligada a prostituirse en el Bois de Boulogne, el prostíbulo al aire libre más grande de EuropaÁngel PreciadoMujerón, ahora convertido en Mía, regresa a su país para reencontrarse con sus orígenes en un barrio humilde, que un día abandonó para escapar de la pobreza y la marginalidad.


Con anterioridad, su ópera prima "Los travestis también lloran" (Sebastiano d´Ayala Valva, 2007) giraba en torno a la vida de la propia Mía y su compañera Romina, dos transexuales ecuatorianos que se prostituyen en París, enfrentándose una vez más a los prejuicios de una sociedad que continúa condenándolos a la marginalidad y a las penurias de la vida. Este documental recibió el Premio del Público en el Festival de Roma de 2007.


La utilidad del cine documental ecuatoriano ha servido para dar a conocer la existencia y la obra de Diane Marie Rodríguez Zambrano (1982), dinámica activista y la primera mujer trans elegida miembro de la Asamblea Nacional de Ecuador, en 2017.

Secuestrada y perseguida, incluso amenazada de muerte, desempeñó la presidencia de la Asociación Silueta X, dedicada a la defensa de los derechos de las personas LGTBI. En agosto de 2015 anunció que su pareja, el activista trans Fernando Machado, estaba embarazado, de forma natural. En mayo de 2016 nació el hijo de ambos, Sununu Machado Rodríguez.

Su caso no representa una excepción. Rayza Torriani es una lideresa transexual impulsora de la Ley de identidad de género en Bolivia. En 2006 creó la red Trébol, la primera organización de mujeres transexuales bolivianas, impulsada por experiencias similares en Argentina. Desde la prostitución callejera saltó a la palestra política, a pesar de padecer en sus propias carnes una seria incongruencia: no poder formar parte de una candidatura política, pues las leyes de su país exigen a los varones estar en posesión de la tarjeta militar para poder hacerlo.


Rayza Torriani

De Bolivia pasamos a Perú, ya que "Miss Amazonas" (Rafael Polar, 2019) es un documental interesado aportar visibilidad al colectivo formado por jóvenes homosexuales y transgénero en la comunidad de Iquitos.


También peruana pero de ficción, "Mapacho" (Carlos Martin Tello, 2019) es la primera película de aquel país protagonizada por mujeres trans. Ambientada en la Amazonia, relata las intensa relación de un particular triángulo amoroso, el formado por Mapacho (Fernando Cobeñas), el joven moto-taxista amante de Marcia (Valeria Ochoa), una estilista transgénero que le ayuda económicamente, y Karina (Daniela Salas), una joven que debe cuidar de su pequeño retoño.


Y de Perú a Guatemala"Reinas de la noche" (Julio  2015) comienza advirtiendo al espectador que, en aquel país centroamericano, el 10% de su población pertenece a la comunidad de diversidad sexual LGTB. Nos encontramos ante el sutil retrato de dos mujeres transexuales, Evelyn y Andrea, que ejercen la prostitución en el centro histórico de la capital guatemalteca. En noviembre de 2016, Evelyn Robles Alegría fue asesinada, víctima de la cruel transfobia.


La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) requirió a las autoridades de Guatemala el esclarecimiento del asesinato de Evelyn, cuyo cuerpo fue encontrado con signos de una brutal tortura. Con honestidad y sinceridad plenas, ambas cuentan a la cámara cómo siempre se sintieron mujeres, a pesar de haber nacido hombres, cómo fueron rechazadas por sus familias y mortificadas por la sociedad, quedando abocadas a trabajar de noche como prostitutas para subsistir, y expuestas a la violencia. Y todo ello a pesar de sus esfuerzos para cambiar su destino, como en el caso de la joven Andrea, que llegó incluso a obtener su título como enfermera auxiliar, para nunca jamás ser contratada, ni siquiera en hospitales psiquiátricos.

En el año 2010, Felipe Degregori dirigió "Translatina", un documental de 93 minutos de duración que se montó tras más de 100 horas de rodaje, durante 3 años, entrevistando a personas de 15 nacionalidades diferentes, una turbadora exposición de la realidad de las personas transgénero, transexuales y travestis en América Latina. La tortura de ser transexual en América Latina.


CINEFILIA

Mariela Muñoz fue una mujer transexual, la primera en ser reconocida por el estado argentino, consiguió en 1997 el cambio de su antiguo nombre (Leonardo), y su antiguo sexo (masculino) en su documento de identificación nacional. Todo ello a pesar de que en 1976 inició su transición de género, completada en 2001 con una operación quirúrgica de reasignación sexual.

Apodada La Gigante, esta política y activista defensora de los derechos LGTBI, es la protagonista del documental "Amor a paso de gigante" (María Audrás, 2016), un recorrido por su complicada existencia, repleta de burlas, violencia física y psicológica, e incluso una violación colectiva en su juventud.


Mariela Muñoz (1943-2017)

Como tantas otras, su familia la obligó a visitar psiquiatras y terapeutas sexuales, con la intención de modificar su identidad de género y su orientación sexual. Pero Mariela supo reponerse ante tanta adversidad, dedicando su vida al cuidado de niños y jóvenes abandonados, habiendo de librar varias batallas legales para que le fuera reconocida su maternidad adoptiva múltiple.

Más recientemente, "Harmonie" (Juana Jiménez, 2020) es un drama austríaco co-dirigido por la actriz trans colombiana Juana Jiménez, y el también guionista Jaime Gómez, una denuncia a la homofobia imperante, y que mucho tiene que ver con la existencia de la propia Juana Jiménez, que antes de viajar a Europa para triunfar en el cine y la televisión italianos, actuaba en un popular club de Cali (Colombia) actuando y presentando números de transformismo.


Juana Jiménez

"Southern Comfort" (Kate Davis, 2001) representa la otra cara de la moneda. A lo largo de 90 minutos, este documental nos muestra el último año de vida de Robert Eads, un hombre transexual de 52 años con cáncer de ovario, al que ningún médico quiso tratar para no dañar su reputación profesional. Cuando finalmente fue atendido, presentaba metástasis generalizadas y nada pudo hacerse para salvar su vida.


Enamorado de Lola, una mujer transgénero, su vida transcurre en una granja rural de Toaccoa, en Georgia (Estados Unidos). Eads había iniciado su transición masculina a los 40 años, después de haber estado casada como mujer y haber tenido 2 hijos. En la década de los 80, en Florida, comenzó una terapia hormonal con testosterona y se sometió a una mastectomía. Por su edad, los médicos le desaconsejaron una histerectomía con ooforectomía para completar su reasignación sexual. Tampoco se le practicó una faloplastia.

El meritorio reconocimiento de este film vino de la mano del Gran Premio del Jurado en el Festival de Sundance 2001, en la categoría documental, Premio Especial del Público en el Festival de Berlín y el Primer Premio en el Festival Internacional de Cine de Seattle.


Robert Eads (1945-1999)

CINEFILIA

La transexualidad masculina es el trasfondo de "About Ray (3 Generations)" (Gaby Delial, 2015), en la que Ray (Elle Fanning) manifiesta su firme deseo de operarse para cambiar de sexo. Será entonces cuando su madre soltera, Maggie (Naomi Watts), deberá encontrar al padre biológico de la adolescente para obtener su consentimiento legal previo a la intervención quirúrgica. Y todo ello dentro de un entorno familiar donde ambas conviven con Dolly (Susan Sarandon), la abuela lesbiana de Ray, que a partir de ahora deberá aceptar a su "nuevo" nieto.


CINEFILIA

"Transamérica" (Duncan Tucker, 2005) es una estimable road movie que confronta las historias de Sabrina Osbourne, Bree (Felicity Huffman), una mujer transexual a punto de someterse a una vaginoplastia, que descubre la existencia de Toby Wilkins (Kevin Zegers), un supuesto hijo desconocido suyo, engendrado al parecer antes de su tránsito hacia el sexo femenino, cuando se llamaba Stanley Schupak, y que se dedica a vagabundear por las calles de Nueva York, prostituyéndose para consumir drogas.


Tras rescatarlo del centro de detención de menores, ambos emprenden un viaje a través de los Estados Unidos hasta Los Ángeles, donde el muchacho desea triunfar como actor porno. Pero la verdadera intención de Bree es intentar dejarlo con algún familiar que se haga cargo del chico. Así, ella descubrirá como Toby huyó de su antiguo hogar porque su padrastro abusaba sexualmente de él. Después de múltiples peripecias, Bree se recuperará de su operación y compartirá su vida con Toby. Final feliz para una película que coleccionó el favor del público, las alabanzas de la crítica y múltiples premios y nominaciones.

Retomando de nuevo el hilo sobre el cine transexual no documental, "Laurence Anyways" (Xavier Dolan, 2012) representa la tercera película en la carrera de este director canadiense, considerado entonces como el enfant terrible del cine independiente. Con guión del propio Dolan y la producción ejecutiva de Gus van Sant, compitió en la sección Un Certain Regard en el Festival de Cannes de 2012, con un argumento con reminiscencias de "Todo sobre mi madre" (Pedro Almodóvar, 1999). 

Ambientada en los años 90, destacamos su banda sonora en la que podemos escuchar desde clásicos como BeethovenBrahms o Prokofiev hasta grupos como The CureDuran Duran o Depeche Mode.


Es la historia de un amor imposible entre una chica llamada Fred (Suzanne Clément) y Laurence (Melvil Poupaud), un joven profesor de Literatura, que un buen día anuncia a su familia y a sus amigos que va a iniciar su transformación para cambiarse de sexo. Tras la impresión inicial, su novia Charlotte (Magalie Lépine-Blondeau) decidirá acompañarle durante todo el proceso.

"Cheila, una casa pa´maita" (Eduardo Barberena, 2010) está protagonizada por la actriz colombiana Endry Cardeño, que en este caso encarna a Cheila, una mujer transexual venezolana que vive en Canadá, que regresa a su país para culminar su tránsito definitivo hacia el sexo femenino mediante una intervención quirúrgica.


Su retorno provocará una convulsión familiar, en una Venezuela políticamente convulsa donde a pesar de todo continua imperando el conservadurismo en lo referente a cuestiones como la identidad sexual de las personas trans.

Sin abandonar Venezuela, "Tamara" (Elia K. Schneider, 2016) fue la película más taquillera en sus salas de proyección en 2016. Después de vivir durante décadas un complicado conflicto personal, un respetado abogado y profesor, casado y con 2 hijos, decide completar su tránsito de hombre a mujer, para identificarse con lo que siempre ha sentido desde su infancia.


El actor venezolano Luis Fernández fue el encargado de interpretar a Teo/Tamara, en un docudrama inspirado en la vida real de Tamara Adrián, la primera persona trans elegida miembro de la Asamblea Nacional de su país.

EL CINE DE ALMODOVAR

En líneas generales, el colectivo LGTBI ha protagonizado las filmografía del cineasta manchego. A lo largo de su dilatada filmografía, se ha convertido en un fiel retratista de un amplio catálogo de personajes homosexuales, transexuales, lesbianas, transformistas y travestidos.

Indudablemente, sus primera fueron provocadoras, tal vez influenciadas por el cine underground americano y europeo. En los 80, reproduce la conocida como Movida (especialmente madrileña), en su opera prima "Pepi, Luci, Bom y otras chicas del montón" (1980).

 
La crónica de aquellos años resultaría incompleta sin la mención de Fabio MacNamara, cantante y artista cuya estrecha relación con Almodóvar le llevó a participar en "Laberinto de pasiones" (1982), más taquillera que la anterior, pero con una valoración inferior por la crítica especializada. Fue la primera película en la que colaboraron Almodóvar y Antonio Banderas.


La transexualidad en el cine español se había tratado anteriormente en películas como "Mi querida señorita" (Jaime de Armiñán, 1971), "Cambio de sexo" (Vicente Aranda, 1976) y el estupendo documental "Vestida de azul" (Antonio Giménez Rico, 1983), que también comentaremos en esta misma entrada.

En "La ley del deseo" (1987), Almodóvar eligió a Carmen Maura para el papel principal de Tina, una desbordante mujer transexual hermana de un exitoso director de cine y teatro, Pablo Quintero (Eusebio Poncela), a su vez protagonista de un singular triángulo amoroso con sus amantes Juan (Miguel Molina) y Antonio (Antonio Banderas).


Parece ser que Almodóvar prefirió a una actriz cisgénero para encarnar a Tina, queriendo demostrar que el personaje transexual se había transformado completamente en una auténtica mujer, de feminidad pletórica y escandalosa.

Comentamos la semejanza entre "Laurence Anyways" y "Todo sobre mi madre" (1999), un compleja trama escrita por el propio director, donde se entremezclan las historias de una madre (Cecilia Roth) que pierde a su hijo adolescente y que trata de reencontrarse con el padre del mismo, un transexual machacado por las drogas (Toni Cantó) y que se hace llamar Lola, y que a su vez ha dejado embarazada y contagiado el VIH a Hermana Rosa (Penélope Cruz) una joven que planeaba viajar a El Salvador para trabajar como misionera. Puro universo Almodovar, en el que no puede faltar el personaje de Agrado (Antonia San Juan), amiga transexual de la protagonista, una combinación de melancolía y ternura que enriquece el tono cómico de la película.


Toni Cantó es Lola en "Todo sobre mi madre" (Pedro Almodóvar, 1999)

Tanto en "Tacones lejanos" (1991) como en "La mala educación" (2004), el cineasta manchego enfoca su cámara en ciertos personajes transformistas, no necesariamente homosexuales, como Femme Letal (Miguel Bosé), que en esta misma película interpreta además a Hugo y al Juez Domínguez, fascinado por la diva Becky del Páramo (Marisa Paredes), a la que remeda travestido en un club nocturno.


Miguel Bosé es Femme Fatal

En "La mala educación" (2004) Almodóvar regresa a los años 80 para tejer una intriga de engaños, abusos y amores homosexuales, en la que el actor, director y productor mejicano Gael García Bernal interpreta varios personajes (por otra parte elemento tan frecuente en las películas almodovarianas), entre ellos el de Zahara, un artista travesti.


Gael García Bernal es Zahara

"La piel que habito" (2011) supuso un giro de trayectoria, una vuelta de tuerca en la extensa filmografía de Almodóvar. El guión está basado en "Tarántula" de Thierry Jonquet, uno de los máximos exponentes de la novela negra francesa contemporánea, obra que siempre nos ha recordado a "Los ojos sin rostro", de Jean Redon, a su vez inspiradora del guión de la película de terror homónima, de Georges Franju (1960). 


En esta ocasión, el Doctor Robert Legrand (Antonio Banderas) es un prestigioso cirujano plástico que además de investigar para conseguir una piel sintética sustituta de la humana, en aras de una terrible venganza somete al joven Vicente (Jan Cornet) a una intervención de cambios de sexo, transformándolo en la enigmática Vera Cruz (Elena Anaya).

CINEFILIA

Esta inflexión en su carrera fue desigualmente acogida por la crítica. Incluso hubo quien se atrevió a insinuar un plagio de "Victim" (Matt Eskandari, 2010), basada en un corto de 2007 de este propio director.


CINEFILIA

"Diferente" (Luis María Delgado, 1961) es una película musical española  de género dramático, protagonizada por el bailarín argentino Alfredo Alaria, pionera en la presentación de un personaje abiertamente homosexual, superando la censura de la época. El cartel de esta película aparece en una de las escenas de "Dolor y gloria" (2019), por el momento la última película de Almodóvar, la que una parte de la crítica especializada reconoce como el epílogo de la trilogía completada con "Laberinto de pasiones" y "La mala educación".


BIBIANA FERNANDEZ

Probablemente estamos ante la actriz trans española más relevante desde la Transición. De nombre Manuel Fernández y de padres malagueños, nació en Tánger (Marruecos) en 1954. Tras la separación de sus progenitores, vivió en Málaga, donde cumplió el servicio militar obligatorio. Finalizado este periodo, se trasladó a Barcelona para probar carrera como artista, en un mundo donde la homosexualidad (y la transexualidad todavía más) todavía se consideraban tabúes y motivo de escarnio.

En aquella época, el Paralelo barcelonés concentraba la mayoría de los cabarets y las salas de espectáculo, donde triunfaban algunas divas y artistas travestidos. Convertida en Bibi Andersen, en 1976 trabajó en la compañía de revista del cómico Juanito Navarro. Un año más tarde, Vicente Aranda la incluyó en el elenco de su meritoria película "Cambio de sexo", luciendo ya su espectacular físico femenino, tras varios tratamientos hormonales.


A partir de entonces, expresó libremente su identidad sexual femenina, convirtiéndose en una de las figuras más reivindicativas de los derechos de tantas personas hasta entonces ignoradas y despreciadas por la sociedad.

En plena movida, conoce a Pedro Almodóvar y se convierte en una actriz habitual en sus películas, como "Matador" (1986), "La ley del deseo" (1987), "Tacones lejanos" (1991) o "Kika" (1993). Bibi Andersen se había convertido en una chica Almodóvar.

En 1998 se convirtió en Bibiana Fernández, desvelando que 4 años antes se había realizado una vaginoplastia quirúrgica, consiguiendo su acreditación femenina en sus documentos de identidad.


Bibiana Fernández

En la última etapa de sus carrera profesional, se ha convertido en una habitual de los programas televisivos de entretenimiento más populares.

CARMEN DE MAIRENA

Miguel de Mairena fue un reconocido cupletista de renombre en las salas barcelonesas desde los años 50 hasta la Transición. En la década de los 70 comenzó su transformación femenina, primero con inyecciones de silicona en cara, pecho y caderas, administradas clandestinamente, imitando a artistas como Sara Montiel y Marujita Díaz.

Pero esta transformación no obtuvo el beneplácito del público que antes la aplaudía y terminó ejerciendo la prostitución en el barrio chino de Barcelona. Descubierta por el periodista Javier Cárdenas, comenzó una fulgurante carrera televisiva en programas de éxito que explotaban las habilidades de una serie de personajes catalogados como frikis.


Carmen de Mairena (1933-2020)

Después de protagonizar películas pornográficas, fue detenida en varias redadas policiales que la implicaban en una red de explotación sexual de mujeres rumanas. En 2010 se presentó a las elecciones al Parlamento de Cataluña dentro de las filas de la Coordinadora Reusenca Independent (CORI), aunque no logró ningún escaño.

Los últimos años de la antaño famosa cupletista transexual fueron especialmente tristes y dolorosos, debido a sus problemas de movilidad, por lo que hubo de ser ingresada en un geriátrico. Falleció a los 87 años de edad, en un hospital barcelonés, por causas naturales.

LA VENENO

La azarosa existencia de Cristina Ortiz Rodriguez, La Veneno ha servido como fuente de inspiración de la exitosa miniserie de televisión "Veneno" (Javier Ambrossi, Javier Calvo, 2020), producida por Atresmedia Studios y Suma Latina.

Las personas trans abundan entre el elenco y el personal técnico de esta serie. Precisamente 3 mujeres trans interpretan a La Veneno en diferentes etapas de su vida: King Jedet, de 27 años, durante su juventud, Daniela Santiago, de 38, se encarga de la etapa de mayor fama y gloria televisiva, e Isabel Torres, actriz y presentadora canaria de 49 años, encarna la decadencia y la enfermedad final de la protagonista.


Isabel Torres, Daniela Santiago y King Jadet son La Veneno

Prototipo del ascenso y la caída de un personaje popular, sacrificado por la crueldad de los índices de audiencia y la voracidad de los espectadores de determinada programación probablemente más dedicada a la provocación y el escarnio que al respecto de la singularidad de cada persona.

Cristina nació José Antonio, Joselito, en Adra (Almería), en una familia numerosa de clase media. Desde su infancia se percató de su diferencia con el resto de los chicos, y como persona transgénero, desde su adolescencia hubo de enfrentarse al rechazo y la violencia familiar y social, pues se negaban a reconocer su identidad de género.

Dotada de un gran atractivo físico, a los 26 años llegó a ganar el concurso de Mister Andalucía. A comienzos de los 90, se traslada a Madrid, donde comienza su proceso de transición. Al igual que tantas otras personas como ella, ejerció la prostitución callejera, hasta que llamó la atención del presentador Pepe Navarro, siendo fichada para su programa "Esta noche cruzamos el Mississippi", de Telecinco, donde explotaban su singular personalidad, sincera, zafia y deslenguada.


Cristina Ortiz Rodriguez, La Veneno (1964-2016)

Su exitosa carrera televisiva y musical la llevó a triunfar en España y Argentina. Trabajó como vedette y show-woman, protagonizando incluso alguna película pornográfica. 

Pero en 2003 fue condenada a la cárcel por un delito de estafa, cumpliendo una condena de 3 años en el módulo masculino del Centro Penitenciario Madrid VI - Aranjuez, donde denunció supuestos malos tratos y violaciones. 

Su retorno a la televisión no evitó el deterioro progresivo de su salud mental, con crisis de ansiedad y depresiones severas. En 2016, con la ayuda de la periodista y escritora Valeria Vegas, publicó sus memorias, alcanzado 4 ediciones.

Tras denunciar varias amenazas de muerte, sufrió un grave traumatismo craneoencefálico que le provocó la muerte. Fuera ésta provocada por un accidente accidental o por un ajusta de cuentas, su autopsia reveló que había fallecido por una caída en la bañera, después de haber ingerido una dosis elevada de ansiolíticos y alcohol. En 2019, su hermana Mari Pepa intentó en vano que se reabriera su caso, con el apoyo del Doctor Luís Frontela.


Una sencilla placa la recuerda en el Parque Oeste de Madrid, donde antaño había ejercido la prostitución en la marginación y el desamparo.


Estamos ante un fenómeno sociocultural del que algunos han encontrado ejemplos históricos que se remontan a la mitología griega, nórdica e indú. Incluso han existido estos arquetipos ligados al folclore, el teatro y la música (Kabuki japonés y chamanismo coreano)


Fundamentalmente consiste en que hombres, mayoritariamente heterosexuales, optan por vestirse de mujer, empleando faldas, tacones y maquillaje femeninos, con una finalidad meramente lúdica.

Realizan esta práctica de manera inconstante, en ámbitos estrictamente personales e íntimos, aunque también existen aquellos que adoptan la estética femenina para disfrutar de sus momentos de ocio. Este tipo de comportamiento nada tiene que ver con el carnaval, el travestismo (cuyo interés por la ropa y el aspecto femenino es más constante) o las drag queens (cuya exageración intencionada de los rasgos femeninos tiene una motivación más provocadora y espectacular).


Existen empresas dedicadas a proporcionar el vestuario y los locales adecuados para la práctica de esta tendencia. En 1995, el médico británico Vernon Coleman estudió este fenómeno con mayor dedicación, concluyendo que el 80% de los crossdressers eran heterosexuales y nunca desearon convertirse en mujeres.

Y aunque la pubertad fue la edad más frecuente a la hora de iniciarse en el crossdressing, Coleman encontró ejemplos entre los 4 y los 70 años de edad.

RUBBER DOLLS

A propósito de hombres que se gustan vestidos como mujeres, en una entrada anterior de este mismo blog hacíamos referencia al comportamiento conocido como Rubber Dolls.

Nos estamos refiriendo a un grupo de varones fetichistas, mayoritariamente heterosexuales, que suelen acudir a convenciones relacionadas con el mundo del látex, el bondage, el sadomasquismo y otras formas de fetichismo relacionadas con el vinilo y la silicona.


En sus performances se deleitan con la exageración: falsos senos apuntados como torpedos, exiguas cinturas de avispa, prominentes nalgas y caderas, zapatos con elevados y estilizados tacones o botas con tremendas plataformas, espectaculares y coloridas pelucas, derroche de maquillaje, barras de labios brillantes y llamativas, kilométricas pestañas postizas y uñas ultra-largas.

Así convertidos en seres plásticos y artificiales, destacan por su docilidad y sumisión, imitando en todo momento a sensacionales juguetes sexuales.

El fotógrafo alemán Peter Czernich, creador de la revista fetichista "Marquis", es uno de los máximos promotores de esta manifestación artística y emocional de libertad sexual.


TRASVESTISMO Y CINE

 

Por último, dentro de esta categoría, probablemente a la que el séptimo arte le haya dedicado más interés, repasaremos aquellas cintas protagonizadas por personajes de diversas identidades y orientaciones sexuales, en la mayoría de las ocasiones ligadas al mundo del espectáculo y al entretenimiento, pero también al transformismo, la inadaptación social y el fetichismo. Dentro de este apartado incluiremos las obras protagonizadas por drag queens, habitualmente relacionadas con la sátira y el entretenimiento, aunque no siempre sea éste el caso.


Tal vez "No quiero ser un hombre" (Ernst Lubitsch, 1918) constituya una de las primeras aproximaciones cinematográficas al travestismo. Con guión del propio director alemán y de Hanns Kräly, presenciamos las aventuras de la joven Ossi (Ossi Oswalda, para muchos la Mary Pickford germana), que harta de las convenciones de la época, decide transformarse en un hombre para disfrutar de las supuestas ventajas del género masculino. De esta manera podrá comprobar que la realidad no es como ella pensaba.



Apenas dos décadas más tarde, y aunque no nos encontremos ante un caso de travestismo sensu stricto, en "Muñecos diabólicos" (Tod Browning, 1936), viajamos a los difusa frontera entre el cine fantástico y el de terror para contemplar al mítico Lionel Barrymore disfrazado como una afable ancianita, firmemente decidido a tomarse la justicia por su mano mediante una enrevesada venganza contra aquellos que le llevaron a la desesperación y a la ruina.



CINEFILIA


La terna Howard HawksCary Grant y el travestismo merece una anotación aparte, especialmente por "La novia era él" (1949), una comedia del aclamado director que todo lo hacía bien y que para la ocasión puso a disposición de las dotes interpretativas de uno de los más grandes galanes clásicos cinematográficos el personaje del capitán Henry Rochard, de los servicios de contraespionajes franceses, que al finalizar la Segunda Guerra Mundial, para poder acompañar a los EEUU su amada teniente Catherine Gates (Ann Sheridan), tendrá que hacerse pasar por la esposa de un militar norteamericano.



En otras comedias de Hawks, como "La fiera de mi niña" (1938) y "Me siento rejuvenecer" (1952), Grant también tuvo que ataviarse circunstancialmente con ropas femeninas en determinadas escenas por exigencias del guión, con una naturalidad alejada de cualquier amaneramiento o burla.


Embrollos y personajes travestidos han inspirado a muchos guionistas de teatro y cine. El libreto original se debe al autor británico Brandon Thomas (1848-1914), siendo estrenada esta divertida obra teatral en 1892, en el Teatro Royal de Suffolk (Reino Unido). Se trata de historia de una pareja de vividores que persuaden a un compañero para hacerse pasar por una anciana y acaudalada tía del Brasil, mientras todo se complica cuando aparece en escena la verdadera pariente.



Existen catorce versiones cinematográficas, de las que destacamos "La tía de Carlos" (Scott Sidney, 1925), considerada la primera coproducción anglo-americana de la historia del cine, las estadounidenses "La tía de Carlos" (Al Christie, 1930), con Charles Ruggles y June Collyer, y "La tía de Carlos" (Archie Mayo, 1941), protagonizada por el famoso cómico Jack Benny, las argentinas "La tía de Carlos" (Leopoldo Torres Ríos, 1946), protagonizada por Pedro Quartucci, y "La tía de Carlitos" (Enrique Carreras, 1953), la danesa "Charles tante" (Poul Bang, 1959), la francesa "La marraine de Charley" (Pierre Chevalier, 1959), la prescindible cinta española "La tía de Carlos en mini-falda" (Augusto FenollarIgnacio F. Iquino, 1967), con el cómico Casseno la muy aceptable adaptación soviética para la TV dirigida por Viktor Titov en 1975.



"La tía de Carlos" (Luís María Delgado, 1982) también cuenta con otra versión española, protagonizada por el popular actor Paco Martínez Soria en el doble papel de Don Fermín Recuero y de la falsa millonaria tía de Carlos.



Paco Martínez Soria protagoniza "La tía de Carlos" (1982)


Pero probablemente, la comedia de enredo más famosa y popular, en la que los protagonistas masculinos deben travestirse para salir adelante en sus disparatadas aventuras, es "Con faldas y a lo loco" (Billy Wilder, 1959), en la que Joe (Tony Curtis) y Jerry (Jack Lemmon) interpretan a dos músicos de poca monta camuflados en una orquesta femenina para escapar de la venganza de unos mafiosos.



CINEFILIA

De esta manera, convertidos en la saxofonista Josephine (Curtis) y la contrabajista Daphne (Lemmon) se verán envueltos en una divertida trama en la que, por supuesto con engaños, Joe intenta ganarse el corazón de la explosiva cantante Sugar Kane Kowalczyk (Marilyn Monroe), mientras Jerry trata de escabullirse del gomoso Osgood Fielding III (Joe E. Brown), un magnate que se ha enamorado perdidamente de su versión femenina. Y es que nadie es perfecto.

CINEFILIA

Durante el rodaje de "La tentación vive arriba" (Billy Wilder, 1955), los nervios del director y el matrimonio de Marilyn Monroe con las estrella del beisbol Joe DiMaggio sufrieron una tensión tal que sólo el temple del genial cineasta fue capaz de resistir.

A pesar de aquella agobiante experiencia, Wilder apostó nuevamente por la rutilante rubia platino en "Con faldas y a lo loco". La mojigata sociedad estadounidense se regía entonces por el denominado Código Hays. Por lo tanto, Wilder tuvo que evitar que su película fuera entendida como las alocadas correrías de un par de travestidos, y si quería personajes masculinos disfrazados de mujer su guión (en colaboración con Iz Diamond) tendría que aportar elementos de contundente consistencia: ¿qué mejor justificación que dos músicos muertos de hambre, testigos involuntarios de la famosa Matanza de San Valentín en Chicago?.


No fue fácil encontrar a 2 actores dispuestos para esas interpretaciones. Una vez descartado Frank Sinatra, Tony Curtis firmó su contrato sin saber qué protagonista interpretaría, mientras que Jack Lemmon aceptó sin rechistar, al tratarse de Billy Wilder. Para reforzar la femineidad de ambos galanes, Wilder reclamó la colaboración de Barbette, el legendario transformista ya retirado, que en los años 20 había encandilado al público parisino como trapecista y equilibrista, sirviendo de fuente de inspiración artística para los mismísimos Jean Cocteau y Alfred Hitchcock.


Vander Clay - Barbette (1898-1973)

Los detalles del rodaje, especialmente por el comportamiento voluble y caprichoso de la Monroe, probablemente hicieron que Billy Wilder se arrepintiera en más de una ocasión de haber confiado nuevamente en ella. El resto, ya es historia. 

Como reconocido film de culto, la coproducción anglo-estadounidense "The Rocky Horror Picture Show" (Jim Sharman, 1975) merece una mención aparte. Está inspirada en el musical homónimo de Richard O´Brien, que asimismo intervino como actor y co-guionista en esta cinta. Polémico escritor, actor y presentador de TV de origen neozelandés, se definió a si mismo como una persona transgénero-no binaria, afirmando contemplarse a si mismo como un 70% hombre y un 30% mujer. En 2016 destapó la caja de los truenos al negarles a las mujeres trans su condición femenina.

Este musical rock satiriza las películas de ciencia ficción, especialmente las antiguas producciones en blanco y negro de la RKO. La pareja de prometidos formada por Brad Majors (Barry Bostwick) y Janet Weiss (Susan Sarandon) recalan en una tétrica mansión convertida en un carrusel donde prolifera una troupe de delirantes travestis, destacando sobre todos ellos el Dr. Frank-N-Furter (sensacional Tim Curry), un excéntrico científico travestido creador de la musculosa criatura rubia Rocky Horror (Peter Hinwood). Inolvidable también la interpretación del mismísimo Richard O´Brien en el papel del mayordomo Riff Raff.


Tim Curry y Richard O´Brien en "The Rocky Horror Picture Show"

Mucho más irregular y descolorida fue "Shock Treatment" (Jim Sharman, 1981) la única secuela de la anterior película, y que además compartió su tándem de guionistas. Ya casados, Brad (Cliff De Young) y Janet (Jessica Harper) participan en un Reality Show dirigido por un científico trastornado, el Dr. Cosmo McKinley (Richard O´Brien).


"The Rocky Horror Picture Show" iba a tener 4 secuelas. En 1978, el propio O´Brien escribió el guión de "The Rocky Horror Show His Heels", que nunca llegó a realizarse porque Tim Curry no quiso repetir su papel del Dr. Frank-N-Further, Jim Sharman entendió que era muy similar a la primera y Susan Sarandon exigió 1 millón de dólares para repetir como Janet Weiss. Sin embargo, varias de las canciones escritas por O´Brien fueron incorporadas al guión de "The Brad and Janet Show", que luego adaptaría para "Shock Treatment".

Por su parte, una huelga del Gremio de Actores en 1980 llevó al traste el rodaje de "The Brad and Janet Show" (1980), un nuevo intento de O´Brien para crear una obra diferente de la original, en la que se mezclaban discordias conyugales, conservadurismo en una pequeño ciudad y celos fraternales, prescindiendo de los acontecido en "The Rocky Horror Picture Show".

Finalmente, en 1988, Richard O´Brien intentó desprenderse de todo aquello relacionado con la pareja Brad y Janet escribiendo "Revenge of the Old Queen", surrealista comedia musical protagonizada por Riff Raff convertido esta vez en general del ejército de La Reina Vieja, la anciana madre moribunda del Dr. Frank-N-Furter y gobernante del planeta Transexual de la galaxia Transilvania.


Richard O´Brien

Comentábamos anteriormente que la vena más cómica del cine sobre travestis ha destacado en algunas de las películas más taquilleras de su época. Nos detendremos en dos de las más representativas, como "Tootsie" (Sidney Pollack, 1982) y "Señora Doubtfire, papá de por vida" (Chris Columbus, 1993). Sin desmerecer la labor de sus directores, guionista y el resto del equipo, opinamos que ambas citas triunfaron ante el público y la crítica especializada gracias a las especiales contribuciones de sus protagonistas, Dustin Hoffman en el primer caso, y el añorado Robin Williams en el segundo.

En "Tootsie", Hoffman es Michael Dorsey, un famoso actor neoyorquino que pierde su trabajo debido a su controvertido carácter. Para encontrar trabajo, se disfraza de mujer en una exitosa serie de televisión, ambientada en un hospital. Al enamorarse de una bella compañera de trabajo (Jessica Lange), la incertidumbre se apodera de él: continuar triunfando con su identidad femenina, o desvelar su oculto secreto. Por sus interpretaciones en esta cinta, Jessica Lange obtuvo en 1983 el Oscar a la mejor actriz secundaria, y Dustin Hoffman el Globo de Oro como mejor actor de comedia.


Dustin Hoffman convertido en Tootsie, tras varias horas de caracterización y maquillaje

Por su parte, Robin Williams es un actor de doblaje que siente devoción por sus tres hijos. Al divorciarse de su esposa Miranda (Sally Field) adoptará la identidad de una particular institutriz escocesa para así poder mantenerse cerca de sus seres queridos. Esta película resultó ganadora de un Oscar al mejor maquillaje y dos Globos de Oro (mejor película comedia o musical y mejor actor cómico), sirviendo de trampolín para relanzar todavía más la espectacular carrera de este malogrado actor.


Robin Williams es la Señora Doubtfire

CINEFILIA

"Chachi 420" (Kamal Haasan, 1997) es una comedia hindú, dirigida y protagonizada por el propio director, un remake de la película tamil "Avvai Shanmughi" (K.S. Ravikumar, 1996), inspiradas ambas por la exitosa "Señora Doubtfire".


CINEFILIA

La película española "Todo lo que tú quieras" (Achero Mañas, 2010) nos muestra también la historia de un padre, Leo (Juan Diego Botto), que tras el repentino fallecimiento de su esposa, Alicia (Ana Risueño), deberá convertirse en madre para afrontar la educación de su pequeña hija Dafne (Lucía Fernández Ramos).


Juan Diego Botto y la pequeña Lucía Fernández en "Todo lo que tú quieras"

Hombres travestidos como mujeres, pero también mujeres convertidas en hombres, como en el caso de "¿Victor o Victoria?" (Blake Edwards, 1982). En esta oportunidad, Victoria Grant (Julie Andrews), una fracasada actriz de variedades que terminará convertida en Víctor, un exitoso travesti que arrasa en el mundo del espectáculo. De esta forma despertará la pasión amorosa de King Marchan (James Garner), el magnate de los cabarets de Chicago. Siete nominaciones a los Oscar avalan esta divertida comedia, galardón que consiguió como mejor banda sonora adaptada.


En aquella misma época, la actriz, directora, productora y cantante Barbra Streisand emprendió un ambicioso proyecto personal, "Yentl" (1983), la historia de la hija de un rabino de un pueblo remoto de Europa Oriental, que a finales del siglo XIX, se convierte en el joven Anshel para conseguir estudiar en una restrictiva escuela talmúdica. La banda sonora de Michael Legrand fue premiada con el Oscar a la mejor adaptación musical, mientras Barbra Streisand conseguía el Globo de Oro como mejor directora.


Barbra Streisand en Yentl

"Un chico como todos" (Lisa Gottlieb, 1985) es una comedia juvenil romántica en la que su protagonista, Terry Griffith (Joyce Hyser), tras ser menospreciada por su condición femenina, decide hacerse pasar por un chico para demostrar su talento literario. El guión de Dennis Feldman y Jeff Franklin es una libre interpretación de "Noche de Reyes", del inmortal William Shakespeare, y el personaje de la protagonista está inspirado en el de Viola/Cesario.


En la misma línea que las anteriores, la coproducción británico - irlandesa "Albert Nobbs" (Rodrigo García, 2011) nos presenta la historia de una mujer obligada a hacerse pasar por un hombre para trabajar en un lujoso hotel en Dublín, en el siglo XIX.


Nos encontramos ante una apuesta muy personal de Glenn Close, que además de interpretar a la protagonista (sendas nominaciones al Oscar y al Globo de Oro como mejor actriz principal y dramática), participó en el guión y en la producción de esta película que cosechó comentarios dispares entre la crítica especializada. Recordemos que en 1982, Close había interpretado sobre los escenarios este mismo personaje, basado en la novela "La vida singular de Albert Nobbs" (George Moore, 1927).

CINEFILIA

Basada en el poema clásico chino "Balada de Fa Mu Lan", del siglo VI de nuestra era, "Mulan" (Tony Bancroft, Barry Cook, 1998) es una película de animación que nos presenta las aventuras de esta joven guerrera, que se hizo pasar por un hombre para enrolarse en el ejército imperial y combatir así la invasión de los hunos. Su éxito taquillero generó una secuela, "Mulan 2" (Darrell Rooney, Lynne Southerland, 2003), en esta ocasión producida y distribuida por Walt Disney Pictures.


Existe una adaptación real de esta cinta, dirigida por Niki Caro en 2020, protagonizada la actriz Liu Yifei, cuya premiere tuvo lugar el 9 de marzo de 2020 en EEUU y el 12 de marzo en el Reino Unido, y cuyo estreno a nivel mundial está previsto para agosto de 2020, un retraso provocado por la pandemia de Covid-19.

Mulan (2020) - Película eCartelera

El personaje de Mulán nos podría recordar al de Juana de Arco, la joven campesina considerada una heroína de Francia por su participación en la Guerra de los Cien Años, si bien en todo momento la Doncella de Orleans nunca ocultó su condición femenina, a pesar de vestirse con armadura y manejar armas hasta entonces patrimonio de sus compañeros militares masculinos. Nada de travestismo.


Su trágica gesta despertó el interés de grandes cineastas incluso desde la etapa del cine mudo, desde Cecil B.DeMille en 1916, pasando por Carl Theodor Dreyer en 1928, Victor Fleming en 1948, con la inolvidable Ingrid Bergman como protagonista, que volvería a repetir el mismo papel en 1954 con Roberto Rossellini, Otto Preminger en 1957 (espléndida Jean Seberg), Robert Bresson en 1962, Jacques Rivette en 1994, Luc Besson en 1999, hasta la versión de Christian Duguay en ese mismo año. 


Jean Seberg es Juana de Arco

En España, "Mi querida señorita" (Jaime de Armiñán, 1971) simboliza un caso especialmente provocativo. Nos cuesta entender como un film que entraba en materia en cuestiones como la identidad de género en aquella época, pudiera esquivar las tijeras de la censura.


Es la infausta historia de Adela Castro (José Luis López Vázquez), una solterona que vive una existencia ordinaria en compañía de su criada Isabelita (Julieta Serrano). Una visita al médico evidencia que en realidad se trata de un hombre, y así, con su nueva identidad, se traslada a Madrid convertido en Juan Castro. Su reencuentro con Isabelita, que ahora trabaja de camarera en una cafetería revivirá su amor por la muchacha, con un final harto revelador para tan peculiar pareja. Destacamos también la interpretación de la atractiva Mónica Randall como Feli, una prostituta que se convierte en consuelo y confidente del atribulado Juan.

A principios de los 70, José Luis López Vázquez contaba con una dilatada y exitosa carrera profesional, que en 1972 alcanzaría la cumbre de la popularidad como el kafkiano protagonista de "La cabina" (Antonio Mercero), año en el que trabajó también con cineastas como George Cukor en "Viajes con mi tía"Carlos Saura en "La prima Angélica" y José María Forqué en "La cera vírgen", un musical que gira en torno a la discriminación de las mujeres a finales del franquismo.

Actor y director volverían a coincidir más tarde en "Una pareja distinta" (José María Forqué, 1974), una comedia en la que una mujer barbuda llamada Zoraida (Lina Morgan), y Charly (José Luis López Vázquez), un hombre que actúa en clubes nocturnos como travesti, se enamorarán y pretenderán vivir una existencia como una pareja normal en el seno de una sociedad empeñada en marginarlos.


En "Un hombre llamado flor de otoño" (Pedro Olea, 1978), otro mito del cine español se mete en la piel de Lluís Serracant (José Sacristán), un abogado laboralista homosexual perteneciente a una acomodada familia de la burguesía que, en la Barcelona de los años 20, forma parte de un grupo de anarquistas que trama un atentado contra el dictador Primo de Rivera.


Al ponerse el sol, el abogado se transforma en un popular cantante de cabaret travestido llamado "Flor de Otoño". Ese mismo año, Sacristán encarnó al protagonista de "El diputado" (Eloy de la Iglesia, 1978), una intriga que combina la homosexualidad con la especial situación política española en los albores de la Transición.

El galán austriaco Helmut Berger nos dejó en "La caída de los dioses" (Luchino Visconti, 1969) la inolvidable interpretación de Martin Von Essenbeck, un empresario nazi, pedófilo e incestuoso, el protagonista de una escena en la que parodia travestido a la mítica Marlene Dietrich. Berger, que siempre se definió como bisexual, fue amante del cineasta italiano, que al morir le legó toda su herencia, y que con el paso del tiempo acabaría malgastando para vivir en la actualidad dependiente de una humilde pensión económica.


Helmut Berger es Martin Von Essenbeck

Pero dentro del travestismo cinematográfico no todo es diversión y espectáculo. Los asesinos implacables también han disfrutado de su particular espacio. Prueba de ello son cintas como "Psicosis" (Alfred Hitchcock, 1960), "Vestida para matar" (Brian de Palma, 1980) y "El silencio de los corderos" (Jonathan Demme, 1991).

En la primera, un clásico en la filmografía del maestro del suspense, el retorcido protagonista Norman Bates (memorable Anthony Perkins) adopta la personalidad de su difunta madre para cometer los asesinatos de aquellos incautos que recalan en su siniestro motel.


Anthony Perkins es Norman Bates

Dos décadas más tarde, uno de sus alumnos aventajados como Brian de Palma escribe y dirige un film que gira sobre el criminal Dr. Robert Elliot (Michael Caine), un psiquiatra que travestido con una peluca rubia y unas f¡gafas de sol liquida a su bella paciente Kate Miller (Angie Dickinson).


En la taquillera película de Jonathan Demme, el terrorífico y sibarita doctor Hannibal Lecter (Anthony Hopkins) ayuda a la agente del FBI Clarice Sterling (Jodie Foster) a capturar al asesino en serie Jame Gumb, más conocido como Buffalo Bill (Ted Levine). Para la posteridad ha quedado la inquietante escena donde el criminal se acicala delante del espejo travistiéndose en mujer, al compás de "Goodbye Horses", de la enigmática cantante Q. Lazzarus.


Ted Levine es Jame Gumb, alias "Buffalo Bill"

CINEFILIA

Algunos críticos especializados le otorgan a "Ed Wood" (Tim Burton, 1994) la consideración de la mejor película del este singular cineasta, una aproximación desenfadada a la vida y obra del considerado como peor director de cine de la historia. Y es que Ed Wood (1924-1978) fue un artista fracasado que gustaba vestirse con prendas femeninas, como la mítica chaquetilla de angora, aunque fuera un heterosexual confeso.


Johnny Depp interpreta a Ed Wood

Entre sus más delirantes obras figura "Glen o Glenda" (Ed Wood, 1953), escrita, dirigida y protagonizada por el mismísimo Ed Wood, en la que contó con la participación del legendario Béla Lugosi (1882-1956), un mito en la historia del cine de terror, y entonces en el declive de su carrera cinematográfica.


Hoy en día está considerada una película de culto, entre otros méritos debido a su bajo presupuesto, su singular estilo y a su innovador planteamiento: la cirugía de cambio de sexo que concentró la atención mundial en 1952 por el caso de Christine Jorgensen (1926-1989).


Christine Jorgensen y el cómico Milton Berle en 1953

Nos estamos refiriendo a la primer mujer transexual que superó exitosamente una intervención quirúrgica de reasignación de sexo. Actriz, modelo, bailarina de cabaret y activista pro derechos de los transexuales, nació en el Bronx neoyorkino, creciendo allí como un muchacho frágil y rubio que eludía los problemas y las peleas. En 1945 se alistó en el ejército, llegando a participar en la Segunda Guerra MundialAl finalizar la contienda, y tras trabajar en diversos empleos, decidió viajar a Copenhague (Dinamarca) para comenzar su transformación femenina.


Su vida fue llevada a la pantalla en "La historia de Christine Jorgensen" (Irving Rapper, 1970), con el actor John Hansen en el doble papel de George y Christine Jorgensen.

CINEFILIA

Considerada una de las peores películas de la historia del cine, no podríamos obviar la pésima comedia "Dos rubias de pelo en pecho" (Keneen Ivory Wayans, 2004), merecedora de 5 nominaciones a los premios Razzle. Con guión del propio director y de su hermano Shawn Wayans, ambos interpretan además a dos agentes de color del FBI que deciden transformarse en dos espectaculares rubias de la alta sociedad para investigar una serie de secuestros en el exclusivo ámbito de The Hamptons (Long Island - Nueva York).


La filmoteca mexicana cuenta con un título que ocupa el 9º lugar entre sus 100 mejores películas. "El lugar sin límites" (Arturo Ripstein, 1977) está inspirada por la novela homónima del escritor chileno José Donoso. En 1978 obtuvo el Premio Especial del Jurado en el Festival de San Sebastián.


Este drama social se desliza entre controvertibles cuestiones como la homosexualidad, el travestismo y la prostitución, alrededor de personajes como La Manuela (Roberto Cobo), un travesti que sobrevive en un sórdido prostíbulo del México más profundo, junto a su hija La Japonesita (Ana Martín), fruto de un desliz paterno. Don Alejo (Fernando Soler), el anciano cacique del lugar, desea comprar el establecimiento para venderlo con todo el pueblo, pero la tragedia se desata la aparición de Pancho (Gonzalo Vega), su antiguo protegido y cliente del lupanar.

Gracias a la reciente "Elisa y Marcela" (Isabel Coixet, 2019) conocemos la odisea de Elisa Sánchez Loriga y Marcela Gracia Ibeas, dos maestras gallegas obligadas a vivir en secreto su particular historia de amor, en los albores del siglo XX. El 8 de junio de 1901 contrajeron matrimonio en la iglesia de San Jorge, en La Coruña (España). Para la ocasión, Elisa hubo de convertirse en Mario, adoptando el aspecto y la indumentaria de un hombre. Descubierto el engaño, la pareja huyó a Oporto (Portugal), de donde escaparon a Argentina para comenzar una nueva vida.


"Las aventuras de Priscilla, reina del desierto" (Stephan Elliot, 1994) representa un hito en el cine protagonizado por drag queens, si bien en este caso los 3 intérpretes principales son además homosexuales, Tick/Mitzi (Hugo Weaving) y Adam/Felicia (Guy Pearce), junto a Bernadette (Terence Stamp) una veterana transexual. Estamos ante una excelente road movie que nos transporta por el desierto australiano a bordo de un estrambótico autobús (Priscilla, reina del desierto), a la vez un tránsito gozoso que se extiende desde el burdo rechazo y la homofobia hasta actitudes más solidarias y comprensivas. Escenas inolvidables y excepcionales trabajos interpretativos de los tres protagonistas.


De ese mismo año es "The Goddess Bunny" (Nick Bougas, 1994), un film independiente que recorre el mundo underground gay de Los Ángeles, protagonizada por Johnnie Baima, transformado en la drag queen que da nombre a la película. En la vida real, Baima sufrió las consecuencia de los tratamientos médicos para paliar las secuelas de la poliomielitis, además del acoso sexual padecido en sus hogares adoptivos y una violación grupal en el interior de una camioneta. repasando sus recuerdos el espectador descubre la lucha contra sus limitaciones y su deseos por triunfar en el mundo de la farándula y el espectáculo.


Johnnie Baima es The Goddess Bunny

Otra road movie de drag queens, si se nos permite la simplificación, es "A Wong Foo, ¡gracias por todo! Julie Newmar" (Beeban Kidron, 1995), con Patrick SwayzeWesley Snipes y John Leguizamo caracterizados como Vida BohemeNoxeema Jackson y Chi-Chi Rodríguez respectivamente, cruzando los EEUU desde Nueva York a Hollywood, a bordo de un viejo Cadillac, para asistir al desfile de Miss Drag Queen de América.


Snipes, Swayze y Leguizamo

DRAG QUEENS

Para algunos sinónimo de transformista, este término sirve para definir a aquellas personas que se disfrazan y actúan como mujeres de rasgos desmesurados, cuya intención es fundamentalmente histriónica y sarcástica, burlándose de los conceptos tradicionales sobre la identidad y los roles de género. Como contrapartida, existen también las drag kings, mujeres que se visten de hombres para caricaturizar los estereotipos masculinos.

Las drag queens proliferan en el mundo del espectáculo. Se remontan históricamente al teatro de variedades y al burlesque victoriano del siglo XIX, si bien con el auge y la reivindicación de los derechos LGTBI, se convirtieron en algunas ocasiones en expresión del orgullo y de la identidad transgénero.


Como entretenimiento son habituales en desfiles y concursos específicos de belleza, bailando y actuando en play back en shows artísticos. El californiano RuPaul Andre Charles (1960), más conocido como RuPaul, es un modelo, actor, cantante, compositor, productor y presentador estadounidense que promociona desde 2009 un programa televisivo llamado RuPaul´s Drag Race, un popular y exitoso programa de telerrealidad centrado en el singular mundo de las drag queens.


RuPaul 
CINEFILIA

RuPaul participó en el cine underground, colaborando en la trilogía de bajo presupuesto agrupada bajo el título de "RuPaul is: Starbooty!" (John Witherspoon, 1987), un pastiche inspirado en las películas blaxploitation de los años 60, donde interpreta al protagonista, una particular agente federal llamada Starbooty.


"Una jaula de grillos" (Mike Nichols, 1996) es un remake de la comedia de enredo franco-italiana "La Cage aus folles", también conocida como "La jaula de las locas /Vicios pequeños" (Édouard Molinaro, 1978), a su vez adaptación de la obra teatral original homónima de Jean Poiret (1973).


Protagonizada por el recordado Robin Williams como Armand y Nathan Lane como Albert, en admirables interpretaciones. Ambos intentarán pasar por una familia tradicional cristiana, cuando en realidad son una pareja de judíos homosexuales. Armand dirige un club nocturno de drag queens donde su pareja es la atracción principal, en un film defensor de los derechos del colectivo LGTBQ en general.

La cultura ball (cultura de los desfiles) está presente en "Paris is burning" (Jennie Livingstone, 1990) un controvertido, aclamado y galardonado documental de 1 hora y 11 minutos, que se ha convertido en la crónica de la escena drag y travesti en la Nueva York de los años 80.


En la década de los 20, este movimiento cultural nació en la Gran Manzana, en el seno de lo que actualmente consideraríamos la comunidad LGTBQ. En sus orígenes, tales espectáculos estaban protagonizados por hombres blancos ataviados como drag queens. Los hombres de color, de ser admitidos, debían maquillarse para aclarar su tez.

Pero a partir de lo 60, los afroamericanos constituyeron un espacio propio para albergar dicha tendencia, primero para ellos mismos y más tarde para los latinos. En estas balroomball o house of system, reinaba la diversidad y sus participantes podían bailar, desfilar y actuar libremente, seguros y parapetados ante la intolerancia social y los perjuicios raciales, económicos y sexuales.


La mayoría de estas personas han padecido el rechazo familiar, por lo que suelen agruparse en "casas" y "familias", al fin y al cabo auténticos equipos de competición en los desfiles. Llevan el nombre de alguien que se hizo famoso desfilando y al frente de cada una de ellas se sitúa una "madre" como guía y apoyo, generalmente una mujer transexual.

En una línea equivalente a "Paris is burning", el documental "I Hate New York" (Gustavo Sánchez, 2018) profundiza en la vida de cuatro mujeres activistas transgénero en la Gran Manzana entre 2007 y 2017. Esta nueva inmersión el mundo underground neoyorquino contó con la participación de J.A. Bayona como productor ejecutivo, mostrándonos cómo viven su transexualidad unas personas caracterizadas por su activismo y compromiso en la defensa de sus derechos fundamentales, enfrentándose a los convencionalismos sociales.


Dentro del capítulo de los documentales, "Screaming Queens: The Riot at The Compton´s Cafeteria" (Susan StrykerVictor Silverman, 2005), un film de esta directora, guionista, profesora y activista transgénero, encuadrada en las transgénero y drag queens que se enfrentaron en 1966 a la policía en la Cafetería Compton del barrio de The Tenderloin, en San Francisco, 3 años antes de la famosa reyerta en el Bar Stonewall Inn del Greenwich Village de Nueva York., el 28 de junio de 1969, fecha que desde entonces conmemora el Día del Orgullo LGTB.


Portugal también existe. La crítica especializada ha reconocido las influencias de Fassbinder y Almodóvar en la película lusa "Morir como un hombre" (Joao Pedro Rodrigues, 2009), un particular recorrido por la vida de Tonia (Fernando Santos), una transgénero que trabaja como drag queen en un club nocturno de Lisboa (Portugal). Poco a poco, a medida que pasa el tiempo y progresa su enfermedad, irá contemplando cómo de desvanecen sus días de gloria y otras estrellas más jóvenes y rutilantes irán ocupando su lugar.


Por si no fuera suficiente, habrá de sobrellevar las contrariedades con su joven pareja, Rosário (Alexander David), presionándola con insistencia para que cambie de sexo definitivamente . La colisión con sus propias creencias y la aparición de su hijo desertor, Zé María (Chandra Malatich), contribuyen a redondear un buen film que conjunta elementos bélicos, melodramáticos, musicales, humanos y afectivos.

ANDY WARHOL: DRAG QUEENS Y MUJERES TRANS

En 1974, el marchante de arte italiano Luciano Anselmino encargó a Andy Warhol (1928-1987) una serie de retratos ("Señoras y señores") para los cuales el artista se inspiró en 14 modelos transgénero afroamericanas y latinas. Una de ellas fue la activista Marsha P. Johnson (1945-1992), lideresa de la célebre revuelta de Stonewall en 1969, considerada el precedente reivindicativo de los derechos del colectivo LGTBI. Formó parte de las Hot Peaches, la warholiana troupe trans, similar a The Cockettes de San Francisco.

CINEFILIA

"The Cockettes" (Bill WeberDavid Weissman, 2002) es un documental centrado en la compañía de teatro hippie psicodélica gay formada en San Francisco en 1969, liderada por el actor y transformista Hibiscus (nacido George Edgerly Harris III, 1949-1982). Esta película fue nominada para el Premio de Gran Jurado en el Festival de Sundance, obteniendo el Premio de la Crítica de Los Ángeles como el mejor documental de 2002.


A principios de los años 70, Marsha P. Johnson y su amiga Sylvia Rivera (1951-2002) fundaron STAR (Street Travestite Action Revolutionaries), participando en las marchas a favor de la liberación gay y otros movimientos políticos radicales de la época.


Las activistas Marsha P. Johnson y Sylvia Rivera en una marcha reivindicativa

Desde la casa STAR, en el Lower East Side de Nueva York, ambas dirigentes se dedicaron a la protección de jóvenes mujeres trans, drag queens y travestis, repartiendo comida y ropa en los muelles de la calle Christopher o en su propia casa madre. En 1992, después de la Marcha del Orgullo, el cadáver de Masha P. Johnson apareció flotando en las aguas del Río Hudson. La policía aseguró que se trataba de un suicidio, mientras el entorno de ella siempre defendió la hipótesis de un homicidio.

"Mario Banana I" (Andy Warhol, 1964) es un cortometraje de apenas 3 minutos en donde el artista nos muestra un primer plano de Mario Montez comiéndose un plátano. Nacido René Rivera en Puerto Rico,fue una de las superestrellas warholianas y protagonista de varias de sus películas underground entre 1964 y 1966. Su nombre artístico está inspirado en el de la actriz de origen dominicano María Montez (1912-1951), un icono gay en las décadas de los 50-60.


Mario Montez (1935-2013)

Antes de  colaborar con Warhol, Mario Montez había participado en otros films experimentales de Jack Smith (1932-1989), como "Flaming Creatures" (1963) y "Normal Love" (1963), así como en "Chumlum" (Ron Rice, 1964).


A lo largo de los años, el mismísimo Warhol protagonizó varios autorretratos travestido como una mujer, con peor fortuna que algunas de sus superstars, como Candy Darling y Holly Woodlawn.


Joe Dallesandro y Holly Woodlawn

"Trash" (Paul Morrisey, 1970) es una de las colaboraciones más destacadas del binomio Warhol (productor) y Morrisey (Director). Es la segunda parte de su renombrada trilogía "Flesh - Trash - Heat".

Está protagonizada por Joe Dallesandro, el símbolo sexual masculino más famoso del cine underground de los 60-70 e icono homoerótico de culto, acompañado por Holly Woodlawn, actriz, cantante y artista de origen puertorriqueño (nacida Haraldo Santiago Franceschi Rodríguez Danhaki) y una de las musas más importantes del cineasta del pelo plateado. Holly inspiró la canción "Walk on the Wild Side" de Lou Reed, junto con Nico antiguos integrantes de The Velvet Underground., banda musical estrechamente ligada a los proyectos artísticos de Warhol.

MELOMANIA

"Hunky Dory" (David Bowie, 1971) fue el 4º álbum de estudio de un artista que supo manejar como nadie la ambigüedad sexual. Catalogado como uno de los 100 mejores discos de todos los tiempos por la revista Time, la portada del mismo contiene una clara referencia a la mítica Marlene Dietrich. Dos de sus cortes, "Andy Warhol" y "Queen Bitch" rinden homenaje al icónico artista plástico y a su banda de rock.

En 1971, Bowie viajó a Nueva York para firmar un jugoso contrato con la RCA para la grabación de sus 3 próximos discos: "Hunky Dory", "Ziggy Stardust" y "Aladdin Sane".


En la Gran Manzana se produce el encuentro entre los personajes que entonces rodeaban a Warhol en The Factory y la comitiva londinense liderada por David Bowie, en su etapa más ambigua, tal y como refleja la portada de su álbum "The man who sold the world". Allí tuvo contacto también por primera vez con Lou Reed, que quedó fascinado por el aspecto andrógino del artista británico, y con Iggy Pop.

La colaboración de Mick Ronson, productor y guitarrista de Bowie, en el excepcional "Transformer" (1971) de Lou Reed, resultó fundamental, en un álbum donde sobre todas las canciones destacaba "Walk on the Wild Side", un auténtico desfile de los personajes warholianos más fascinantes de aquella época.


MELOMANIA

En 1978, con la música disco triunfando en Nueva York y con el punk amenazando los cimientos de la música rock, The Rolling Stones editaron "Some girls", su 14º álbum de estudio en el Reino Unido (16º en los EEUU).

Mike Jagger, que había estado aprendiendo a tocar la guitarra eléctrica, se convirtió en el motor principal de este proyecto, intentando que la banda no se viera apeada del Olimpo musical por las nuevas frescas tendencias, considerando que Keith Richards se encontraba envuelto en un pleito judicial por posesión de drogas, y Ron Wood acababa de incorporarse al grupo en sustitución de Mick Taylor.


La colorida portada de este vinilo fue diseñada por Peter Corriston, con ilustraciones de Hubert Kretzschmar, presentando a los músicos con pelucas de mujer, entremezclados con algunas celebridades femeninas y anuncios de lencería. Pronto se toparon con problemas por las demandas de Lucille Ball, Farrah Fawcett, Liza Minelli, Raquel Welch y la firma gestora de los derechos de Marilyn Monroe, por utilizar sus imágenes sin el correspondiente permiso.

A pesar de tantas complicaciones, este álbum está considerado como uno de los más exitosos y lucrativos de la famosa banda.

CINEFILIA

"Women in Revolt" (Paul Morrisey, 1972) satiriza los movimientos de liberación de las mujeres, una franca alusión a la feminista Valerie Solanas y el Manifiesto SCUM. Después de colaborar con Warhol, la relación entre él y Solanas terminó con del cineasta gravemente herido por los disparos de la activista radical.


Las estrellas de esta película son Jackie Curtis, Candy Darling y Holly Woodlawn, las tres superestrellas transexuales de The Factory de Warhol. Curtis y Darling habían aparecido anteriormente en "Flesh" (Paul Morrisey, 1968) mientras que Holly había protagonizado "Trash" con Dallesandro. La banda sonora de "Women in Revolt" es de John Cale, cofundador con Lou Reed de The Velvet Underground. 


Jackie Curtis, Holly Woodlawn y Candy Darling fotografiadas por Richard Avendon

Candy Darling nació James Lawrence Slattery en Forest Hill (Queens - Nueva York). Debido al alcoholismo y la violencia paterna, pronto hubo de trasladarse a Long Island, junto con su madre. Gran parte de su infancia transcurrió mientras el pequeño contemplaba la televisión y los antiguos éxitos de Hollywood, convirtiéndose en un gran admirador de estrellas como Joan Bennett y Kim Novak. A medida que iba creciendo descubrió su gusto por la vestimenta femenina y comenzó a frecuentar locales homosexuales. Más tarde, ya en Manhattan, comenzó a recibir tratamiento hormonal, aunque nunca se llegó a someterse a una cirugía de cambio de sexo.


Candy Darling (1944-1974)

Cuando conoció a Andy Warhol trabajaba de go-gó en un afterhours. Pronto éste la eligió como parte del elenco de varias películas de Paul Morrisey. A lo largo de su corta existencia, mantuvo una estrecha amistad con Jackie Curtis. Candy falleció en 1974, como consecuencia de un linfoma.


"Beautiful Darling" (James Rasin, 2010) es un documental centrado en su figura, cuyo guión se inspiró en sus diarios y su correspondencia particular., estrenado en el Festival Internacional de Cine de Berlín. The Velvet Underground también le dedicó su canción "Candy Says" y The Rolling Stones la mencionan en "Citadel".

Por cierto, el álbum "Blonde on Blonde" (Bob Dylan, 1966) incluye el tema "Just Like a Woman", posiblemente dedicado a la frágil Edie Sedgwick, otra de las musas de Andy Warhol, fallecida a los 28 años víctima de una sobredosis de barbitúricos.


Edie Segdwick (1943-1971)


Por su parte, Jackie Curtis nació en Nueva York y fue bautizado como John Curtis Holder Jr. Tras el divorcio de sus padres, fue criado por su abuela materna, Ann Uglialoro, que regentaba un popular establecimiento conocido como Slugger Ann, en el East Village., donde también Candy Darling trabajó de camarera.


Jackie Curtis (1947-1985)

A lo largo de su carrera artística, Jackie trabajó como mujer y hombre. En su faceta drag, se caracterizaba por emplear medias y vestidos rotos, lápiz labial brillante y cabellos rojos. Esta combinación de harapos y glamour le han servido a algunos críticos para proclamarla inspiradora del glam rock y del glitter rock a principios de los 70. Su adicción a las drogas provocó su prematuro fallecimiento por una sobredosis de heroína en 1985.

Después de repasar el universo warholiano, le llega el turno a un artista de culto llamado Harris Glenn Mistead (1944-1988), más conocido como Divine., una espectacular y provocadora drag queen indefectiblemente asociada a la transgresora cinematografía de John Waters. Ambos fueron amigos desde su infancia, transcurrida en Lutherville, un suburbio de Baltimore.


John Waters

De esta manera, Divine formó parte del elenco de películas como "Pink Flamingos" (John Waters, 1972), "Polyester" (John Waters, 1981) y "Hairspray" (John Waters, 1988).


Divine (1944-1988)

Después de su etapa con Waters, Divine triunfó como estrella musical dance y electrodance, falleciendo en 1988 mientras dormía, víctima de una miocardiopatía hipertrófica.


CINEFILIA

"Hairspray" (Adam Shankman, 2007) es una adaptación de la película de Waters, asimismo inspirada en el musical homónimo de Broadway (2002), en la que podemos contemplar un travestido John Travolta para interpretar a la señora Edna Turnblad, la sobreprotectora madre de la protagonista, Tracy (Nikki Blomsky) que intenta triunfar en un popular concurso televisivo de baile ambientado en el Baltimore del los años 60.


John Travolta es Edna Turnblad en "Hairspray" (Adam Shankman, 2007)

Para conseguir tan singular apariencia, con pelucón y orondas curvas incluidas, Travolta hubo de someterse a agotadoras sesiones de maquillaje y caracterización.

CINEFILIA

"Desperate Living" (John Waters, 1977), y sin el concurso de Divine,  representa la última película de la etapa más underground y hardcore de este director, un pastiche que entremezcla exhibicionismo, violencia, escatología, lesbianismo y cambios de sexo, con un personaje trans masculino que precisa una faloplastia. Y todo ello encaminado a poner patas arriba las normas establecidas, la política, la religión y el poder económico. Para la crítica especializada, se trata de una obra maestra del cine más independiente y provocador.


CINEFILIA

"By Hook or by Crook" (Harry Dodge, Silas Howard, 2001) es una película escrita, dirigida y protagonizada por 2 actores trans, que toma su título del popular dicho "por las buenas o por las malas". En modo road movie, Shy (Silas Howard) abandona su pueblo en Kansas tras la muerte de su padre, con la intención de viajar a California para convertirse en ladrón de bancos. Por el camino se cruza con Valentine (Harry Dodge), que lo rescata de una paliza a manos de unos paletos. El amor surge entre ambos, y juntos deciden emprender su aventura como delincuentes profesionales, mientras Valentine trata de encontrar a su propia madre biológica. 


En la vida real, Silas Howard es miembro de la banda punk feminista radical Tribe 8, mientras Harry Dodge se dedica a realizar performances. Participó en la comedia negra "Cecil B. Demented" (John Waters, 2000), protagonizada por Melanie Griffith como Honey Withlock y Stephen Dorff como el trastornado cineasta Cecil B. Demented, formando parte de una banda de delirantes artistas inadaptados, los Sprokets Holes.

COMIC

"Llamadme Nathan" ha sido escrito por Catherine Castro y dibujado por Quentin Zuttion, publicado en España por la editorial Astiberri en marzo de 2019, la historia de un chico cuya identidad física femenina no corresponde a su verdadera identidad de género.


Para escribir el guión, esta periodista y escritora francesa se inspiró en la historia de un amigo suyo, Lucas, siendo testigo en primera línea de las dificultades por la que tuvo que pasar para conseguir su verdadera identidad. Por su parte, Zuttion es un historietista francés conocido artísticamente como Monsieur Q.

Esta novela gráfica nos explica con detalle los problemas que deberá superar una persona trans cuando descubre que su sexualidad física no se corresponde con su identidad. Y aunque el protagonista en Nathan, los autores se esmeraron en representar las emociones que su decisión desatan entre sus familiares y amigos.



No hay comentarios: